16 jul. 2010

Concierto del lunes pasado en Libertad 8 e Iniesta

Cuando empezó el concierto del lunes subí con la voz medio tocada. Hacía unos 45 minutos había estado gritándole a Andrés Iniesta y el resto de jugadores españoles que pasaron con el autobus descapotable por la Gran Vía de Madrid, al lado de Libertad 8. Venía muerto de emoción, como lo estaba prácticamente todo el país por la victoria del día anterior y con esa emoción me subí al escenario. Cuando estaba esperando a que llegara el autobús de la selección española pensé que podría hablar durante todo el concierto sobre fútbol, plantearlo un pcoo diferente, en lugar de decir que eramos campeones y no volver a mencionarlo.

Desde el principio del concierto se respiraba en el ambiente una alegría especial que con el transcurso del concierto acabó convertida en euforia hasta tal punto, que al terminar el concierto con la canción que hicimos Luis Ramiro y yo sobre el mundial, la gente empezó a cantar OE...OE...OE...OEEEEEEE a lo loco. Hombres y mujeres, algunos con la camiseta, otros con banderas y otros con bufanda, habían ido a festejarlo a la calle antes del concierto y siguieron esa celebración en el mítico Libertad 8. Todo el concierto transcurrió con una complicidad especial entre el escenario y el público (que este caso eran participantes junto conmigo. Todos participábamos a partes iguales), con continuos chascarrillos sobre fútbol, una pequeña licencia que me tomé para mandar a tomar por el culo a Maradona por ser tan pesado (aplaudida hasta límites insospechados) y momentos como aquel "QUE ANDRES INIESTA SEA PRESIDENTE" cantado espontáneamente a coro por todos en la canción Palabra por palabra. La verdad es que lo cuento porque fue increible y no he parao de pensarlo en toda la semana. Fue precioso lo que se había vivido el día anterior y lo que se vivió durante el concierto. Todo el mundo estaba más feliz que nunca y el concierto fue de los mejores.

Pero me he dejado para el final la mejor parte. Lo más increible y divertido de todo fue cuando espontáneamente al terminar el concierto la gente empezó a pedir "ooooootraaaaa, ooootraaaaa..." y pronto ese canto cambio por un "Inieeeeeessstaaaaa, Inieeeeeessstaaaaa...", que fue absolutamente épico. Sé que es freak hablar de esto pero fue precioso. Así que gracias a todos los que estuvisteis en ese concierto por llevarme en volandas y por hacer de el uno de los conciertos más bonitos de mi vida.

Os dejo por aquí la columna que escribí un día después para el Diario de Almería que habla sobre el mundial... http://www.elalmeria.es/article/opinion/747583/minuto.html

Disfrutad del verano

Besos y abrazos

Marwan

5 comentarios:

LUCIERNAGAS DE CIUDAD dijo...

Si hubo un baby boom cuando el Barça ganó hasta en las canicas, imagináte ahora que España ganó el mundial!!!!!!!!!!!!!!!! jajaja


Petonets i bon estiu!

Anónimo dijo...

Gracias a ti, que eres un auténtico campeón, igual que ellos!!
Un beso gordo.
Cris

Liedchen dijo...

verte disfrutar como lo haces con el futbol... no tiene precio, y compartir uno de los partidos de los campeones, es maravilloso.

Disfruta del verano, Pequeño!!

Un abrazo

carmen.-

Quijo dijo...

Tal y cómo lo cuentas, debió ser increíble. :)

Anónimo dijo...

Yo lo celebré acordándome de ti...

http://grrrg.wordpress.com/2010/07/12/c-a-m-p-e-o-n-e-s-del-m-u-n-d-o/